16 de diciembre de 2005

La Laguna


... y me pierdo por sus calles y respiro un aire diferente...

He vuelto... tras mucho tiempo sin verte, sin olerte, sin sentirte...he vuelto.
Después de visitar otras ciudades y echar de menos tus adoquines, tus aceras y tus árboles...vuelvo a embriagarme con tu brisa, tu tranquilidad, tu noche y tu día...

Y me he llenado de abrazos amigos, de risas y nostalgia de otras épocas en las que no habían tantas obligaciones, trabajos, carreras terminadas, estrés... y sólo cabían las nuevas experiencias, la diversión y ese sentimiento de estar todos juntos, unidos, como si fuésemos una sola persona...

Vuelvo, vivo y siento intensamente las pocas horas que tengo andando por tu asfalto, sonriendo a cada paso y comprendiendo que por ti los años nunca pasan... que se ha detenido aunque mil obras me recuerden que te haces moderna, actual...

Y una vez en casa te echo de menos y siento la necesidad de volverte a respirar... y volver a llenarme de mil abrazos, caricias, miradas, sonrisas, charlas, cafés, arepas, garimbas, bubangos y todo eso que sólo tú puedes transmitir...

Gracias a todos...

4 comentarios:

Anitakerida dijo...

Ufff...La Laguna, bien de recuerdos...aún recuerdo la trankilidad de sus calles, sus aires universitarios...
Q tal fue por allí?
Besitos

Elendaewen dijo...

Ya de vuelta... dando nostalgia de un lugar que no conozco =) al menos por ahora.
Besos.

Seleka dijo...

aún quedan por vivir nuevas experiencias, muchas y estupendas seguro!
los reencuentros son a veces tan tristes como felices, hay que seguir creando futuros buenos recuerdos...
besos ;)

Gabi dijo...

Es curioso la cantidad de añoranzas y de recuerdos que pueden alamcenar las piedras.
Un abrazo.